¡ LLEGAN LAS VACACIONES DE VERANO!

VIAJAR SIN GLUTEN ES FÁCIL


¿YA HABÉIS ELEGIDO EL DESTINO DEL QUE VAIS A DISFRUTAR?



Muchos de nosotros ya lo hemos hecho y tenemos las maletas listas para disfrutar de nuestras vacaciones de verano. Y es que el buen tiempo ya está aquí y tenemos ganas de aprovecharlo. El proceso de elegir las vacaciones perfectas siempre es algo que nos encanta y es que un buen planning es clave para asegurar que vamos a exprimir el viaje al 100%.



Cuando decidimos irnos de viaje por vacaciones queremos disfrutar de esos días, escapar de la rutina, encontrar paz y desconexión. Para muchos de nosotros es así, pero para las personas celiacas hay más factores a tener en cuenta. Entre ellos la seguridad en la alimentación. Pues, para ellos, este es muy importante, sino el que más.


Las personas que somos celiacas también queremos disfrutar y pasarlo bien. Pero para ello debemos de tener en cuenta el riesgo que vamos a tener de contaminarnos de gluten durante nuestras vacaciones.


En esta línea, elegir un destino apropiado con nuestra situación no es tan fácil, y más cuando viajamos con personas no celiacas que tienen que amoldarse a nuestro caso con la alimentación libre de gluten.


Es por eso que muchas veces nos encontraremos en situaciones donde, por ejemplo, el grupo quiere ir a un hotel, pero en ese hotel no hay comida sin gluten o lo que hay es muy escaso. Por lo que tampoco vamos a poder disfrutar 100% de la comida.


¿QUÉ SUCEDE ENTONCES?


No podemos cambiar el hecho de ser celiacos, pero si el modo en el que afrontamos el problema. Porque para todo hay solución si la buscamos. Ser celiacos no nos va impedir disfrutar de un viaje, si no podemos ir a un hotel podemos alquilar un apartamento.


¿Y por qué un apartamento?


Los apartamentos nos dan seguridad, pero también autonomía y libertad. No tendremos que estar pendientes de las horas fijadas para las comidas por parte del hotel, podremos comer cuando nos apetezca y disfrutar del destino sin estar pendiente de que a tal hora tenemos que estar para comer o nos cierran. Aquí vamos con ventaja.


¿Y por qué seguridad?


La seguridad de saber que nosotros somos los que hacemos la compra, y por tanto sabemos de donde viene lo que estamos comiendo. Podremos comer alimentos genéricos y libres 100% de gluten que nosotros mismos podremos cocinar a nuestro gusto, como en casa.


LA ECONOMÍA Y EL AHORRO




Puede parecer una tontería, pero el viajar siendo celiaco también tiene sus pros. Entre ellos lo que nos vamos a ahorrar comiendo en casa. Esto nos permitirá entre otras cosas invertir ese dinero en el ocio de nuestro viaje, conocer algún nuevo restaurante sin gluten, o simplemente pasar algunos días extra en nuestro destino elegido.


¿Qué conclusiones sacamos de todo esto?


En primer lugar, que ser celiacos no nos va a privar de tener las vacaciones que tanto nos merecemos y deseamos. Pero tenemos que invertir un tiempo en organizar nuestro viaje con antelación y en hacer un trabajo de búsqueda para que todo salga como queremos.


En segundo lugar, que tendremos que elegir alternativas acorde con nuestro caso, porque las hay. Como hemos mencionado un apartamento es siempre una opción segura para poder disfrutar del destino al 100% y no contaminarnos.


Así pues, podremos disfrutar de una alimentación que nosotros mismos gestionaremos y por ende tendremos un ahorro que nos permitirá hacer otras muchas cosas. Porque ser celiac@ también tienes sus ventajas 😉


47 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo